El consumidor al que le cortan la luz tiene derecho a reclamar los daños producidos por la interrupción del servicio

Casi todas las personas hemos tenido que echar mano de velas o linternas en alguna ocasión porque la luz se ha ido. Si hay suerte, el apagón pasa en un rato. Otras veces, sin embargo, el corte tiene otras consecuencias. El consumidor debe saber que, en función del corte de luz o eléctrico, tiene derecho a que le compensen económicamente por él.

La distribuidora debe compensar en posteriores facturas

El Real Decreto 1955/2000 exige a la distribuidora, que no supere un número máximo anual de interrupciones de más de tres minutos o de horas sin que el consumidor tenga el servicio.

Si se superan estos límites, el consumidor tiene derecho a que se le apliquen descuentos en las facturas del primer trimestre del año siguiente. Este importe se calcula teniendo en cuenta la potencia contratada, el tiempo de interrupción y la tarifa de consumo pactada y no podrá superar el 10 % de la facturación anual.

Además de estos descuentos, se deberá compensar por la energía no suministrada, una compensación que no podrá ser inferior a la indicada según la fórmula anterior.

Se me estropea el ordenador o se pudre comida guardada en el frigorífico

Junto a estas compensaciones, el afectado por los cortes de luz podrá reclamar la indemnización por los daños y perjuicios que estos cortes han provocado. Por ejemplo, podrá pedir que se le indemnice si, a consecuencia del corte, se le ha estropeado el ordenador o la lavadora, si ha perdido comida que conservaba en el frigorífico o si se ha visto obligado a ir a comer fuera.

Habrá que demostrar que la interrupción ha superado los límites permitidos y que estos cortes produjeron los daños que se reclaman. Generalmente, es conveniente acompañar la reclamación con facturas que certifiquen las pérdidas, averías, los arreglos que se han tenido que encargar o el coste de la cena fuera de casa, por ejemplo.

En Iurisconsum tenemos experiencia en tratar temas por cortes de luz, hemos asesorado a nuestros clientes sobre sus derechos y en ocasiones hemos conseguido importantes indemnizaciones.

Algunos seguros de hogar cubren daños por cortes eléctricos

Por otro lado, algunos seguros de hogar también cubren daños por cortes eléctricos. Es conveniente revisar la póliza para saber si hay margen para reclamar. Si quiere asegurarse, acuda a nosotros.

En caso de empresas, además de cualquier documentación que pueda ayudar, es posible que sea necesario un informe pericial que valore el coste o pérdida de ingresos que el corte de luz ha supuesto para la empresa.

Somos un despacho experto en consumo, por lo que puede acudir a nosotros ante cualquier duda que tenga sobre su contrato de luz o sobre la responsabilidad de posibles cortes del suministro.

Es muy importante documentar los daños producidos por el corte de luz con informes o facturas que los prueben