La Audiencia de Navarra devuelve 10.625 euros en Aportaciones Fagor

El cliente, ya fallecido, adquirió los títulos hace doce años sin la información adecuada

La Audiencia Provincial de Navarra ha anulado una compra de Aportaciones Fagor por 10.625 euros. La operación tuvo lugar en 2004 entre el cliente, ya fallecido, y el Banco Popular. Once años después, su mujer, defendida por Iurisconsum, demandó a la entidad.

Revoca la sentencia de primera instancia

La sentencia de primera instancia, que dio la razón al banco, ha sido ahora revocada por la Audiencia Provincial.

Considera el Tribunal que la orden de compra de compra de las Aportaciones fue nula por vicio en el consentimiento.

Aclara la sentencia, en primer lugar, que se trata de un producto complejo.

Cliente minorista, sin estudios superiores y sin especiales conocimientos

A partir de ahí, se centra en la condición de minorista del cliente. Así se desprende de su dedicación laboral, operario de mantenimiento y chapa de Volkswagen, y sin estudios superiores. La entidad no demostró que tuviese “especiales conocimientos” financieros. Sus inversiones anteriores, fondos de inversión y acciones, tampoco lo dan a entender.

Por iniciativa de la entidad

Seguidamente, la sentencia subraya la existencia de asesoramiento por parte del banco. No existe duda, dice la sentencia, que la compra fue “por iniciativa de la entidad”. Por ello, como indica el Tribunal Supremo, la entidad debería proporcionar la debida información, comprensible y con antelación suficiente.

Sin embargo, el banco no probó en el juicio haber ofrecido esta información. No demostró haber hecho “comprensible” la naturaleza, el funcionamiento y, especialmente, los riesgos de las aportaciones. No informó sobre su carácter perpetuo ni sobre el riesgo de pérdida de la inversión.

Sin información previa y sin testimonios que la demostrasen

Como documento, solo existe la orden de compra y el contrato de administración de valores. El empleado del banco que testificó manifestó no recordar la operación. No poder interrogar al cliente, ya fallecido, no es decisivo pues la carga de la información recae sobre la entidad.

Representación equivocada de lo que adquiría

En definitiva, el consumidor se hizo una “representación equivocada” de lo que adquiría. Por ello, la Audiencia revoca la sentencia de primera instancia y declara nula la adquisición de Aportaciones Subordinadas Fagor. En consecuencia, obliga a Banco Popular a devolver a la viuda del contratante los 10.625 euros invertidos.

Si tiene dudas con sus productos bancarios, acuda a Iurisconsum

Iurisconsum es un despacho especializado en derecho bancario y derecho de consumo.

Si tiene alguna duda sobre participaciones Fagor-Eroski o cualquier producto bancario, no dude en contactar con nosotros. Tenemos oficinas en MadridBarcelonaSevilla, ValladolidPalma de Mallorca y Pamplona.